Juantxo.org

El blog de Juantxo López de Uralde

Austeridad en el gasto electoral: ¿responsabilidad o suicidio político?

Recientemente el Parlamento de Cataluña ha rechazado una iniciativa para poner un límite a los gastos en campañas electorales. En Euskadi, ese límite se ha establecido nada menos que en 1,5 millones por partido político, que a mi juicio es más que excesivo. Pienso que en el gasto en campañas electorales hay un enorme márgen de ahorro. No es necesario gastar tanto para que el ciudadano conozca los programas de los partidos. Se pueden hacer campañas mucho más austeras e igualitarias, pero una vez más no interesan a los grandes partidos. De hecho EQUO financia sus campañas sólo con aportaciones de sus simpatizantes, renunciando de manera voluntaria a pedir ningún crédito. ¿Es esta decisión un suicidio político, o una forma responsable de hacer política?

Después de cada cita electoral se hacen toda clase de cálculos e interpretaciones sobre los votos conseguidos por cada opción electoral. Se analizan comparativamente los votos conseguidos por zonas, por ingresos, por estudios…Sin embargo hay una que siempre se omite: se trata del número de votos obtenidos en función del dinero invertido en la campaña electoral por cada partido. ¿Hay una influencia directa entre los votos recogidos y lo que se gasta en la campaña? Una cosa está clara, los grandes partidos no sólo tienen un espacio masivamente superior en los medios de comunicación, también cuentan con muchos más recursos para hacer la campaña.

La desigualdad del sistema electoral no está sólo en el reparto final de escaños a través del sistema D`Hont. Es mucho más profundo: ya que los partidos pequeños o nuevos que no cuentan con grandes sumas para las campañas. no pueden hacer llegar sus mensajes a los ciudadanos con la misma intensidad que el resto. Eso hace que sea muy difícil superar el listón del 3% o del 5% establecido.

Sin embargo las campañas no necsitan ser tan caras. Los estudios muestran que la mayor parte de la información en campañas llega al ciudadano por la televisión o la radio. Por tanto, el establecimiento de espacios destinados a esa debate, discusión y explicación electoral en esos medios, y de manera creciente en internet debiera ser la parte fundamental de la campaña. Y eso no debería ser ni mucho menos tan costoso.

En las elecciones generales se estableció la barrera de los avales para garantizar que sólo se pudieran presentar aquellos partidos que tuvieran un cierto respaldo ciudadano. Sin embargo, el hecho de conseguir los avales no dió derecho a los partidos que los consiguieron a espacios dignos en los medios para hacer llegar sus ideas a la opinión pública. Solamente con ese pequeño gesto democrático se hubiera garantizado un cierto igualitarismo. Pero no interesa a los partidos con representación.

En definitiva, gastar tanto en las campañas electorales es tirar el dinero a la basura. Se deberían articular espacios interesantes y atractivos de difusión y debate que hagan posible otro tipo de campañas, más cercanas al ciudadano. Mientras tanto la opción de partidos como EQUO de hacer las campañas austeras puede ser perjudicial en el corto plazo, pero estoy seguro que mucha gente lo acabará premiando en el medio plazo. No se trata, por tanto como algunos lo han definido, de un suicidio político, sino de un acto de responsabilidad.

 

 

8 Comments

  1. Xavier Boix

    30.09.2012 at 0:10

    La resolución que no aprovo CiU y PP pero tampoco el PSC la presentó ICV Juantxo,no pasa nada por dar publicidad a quien hace las cosas bien compañero

  2. maria jose

    30.09.2012 at 12:18

    Yo solo puedo decirte, que después de una vida dedicada al psoe. he leido vuestro programa y mi vota será vuestro, pero solo si haceis lo que decis y eso incluye noi depender de los bancos. Soy pensionista, no puedo ayudaros conb dinero porque no me llega para tirar el mes….pero la decisión es vuestra-

  3. Margarita Forné

    30.09.2012 at 14:03

    Yo también he dejado de ser incondicional al PSOE tras 30 años y ahora mi voto es de EQUO. Soy simpatizante vuestra, tenéis mi apoyo y mi ilusión porque creo que hay que hacer las cosas de otra manera y después de leer vuestro Programa y de asistir vía web a vuestro congreso de Julio, considero que vosotros lo estáis haciendo; además, porque lucháis como yo por los Objetivos del Milenio y los Derechos Humanos. Voy a destinar a vuestra campaña en Euskadi un dinero de unas dietas por kilometraje que me pagan, reduciré el gasto. Confio en vuestra honradez y dejo en vuestras manos el hecho de pedir o no créditos. Podemos seguir siendo honestos al tiempo que conseguimos los objetivos sin ser menos que nadie. Un fuerte abrazo y muchos ánimos. Sigo apoyando en la sombra.

  4. dolores vendrell

    30.09.2012 at 21:05

    Totalmente de acuerdo, si queremos ser una alternativa en un sistema que se degrada día a día, ser honestos y coherentes es la base. No es un suicidio, es plantar un nuevo modo de hacer política. Orgullosa de estar en vuestro equipo.

  5. Sin tener datos concretos me supongo que sí, que los resultados electorales son función de la inversión de dinero en campañas.
    Lamentablemente el poder de gobernar se ha mercantilizado, los votos se consiguen con grandes campañas de marketing político. Las campañas son una buena inversión para lograr el poder y a partir de ahí redundan los beneficios clientelares; el sistema se automantiene.
    En nuestra democracia también existen las «grandes fortunas» de votos y está claro que los gobiernos que las acumulan no van a limitar el gasto. El dinero es voto y el voto es poder.
    Cambiar el capitalismo electoral habrá de ser también un objetivo para quienes buscamos la igualdad.
    No sé cómo, hemos de buscar la manera. ¿Quizá llevando la denuncia social de este inmenso gasto a la opinión pública? ¿Presionando por la transparencia de las cuentas de los partidos?¿Investigando datos y publicandolo tras las próximas elecciones de Euskadi y Galizia?

  6. Hay que democratizar el sistema electoral so pena que lleguemos al extremo de aburrir al ciudadano hasta el punto que el «partido» ganador sea la ABSTENCIÓN. Pero para ello hace falta voluntad política y los grandes partidos no están por la labor. Craso error.

  7. Por favor seguir siendo honestos y no os vendais a los putos bancos, con creditos ni cosas parecidas.Yo desde mi casa con mi mujer y mis dos hijas pequeñas procuramos dentro de lo posible ser lo mas ecologicos posible.Esta sociedad hay que cambiarla si o si,hacia un mundo mas JUSTO y SOLIDARIO.Con hechos pequeños desde casa,pueblos,barrios,colegios,ciudades y paises y claro, leyes que vayan en esa direccion se lograra. Moleste a quien moleste, hay que hacerlo ya,por nosotros y las generaciones venideras.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

*